En la foto: Juan Carlos Ramírez

4 Poemas de Juan Carlos Ramírez

Como un homenaje a la palabra, el escritor Juan Carlos Ramírez evoca el palpitar cotidiano de la existencia humana en sus versos y nos invita a conocer un mundo íntimo habitado por la imagen sensual de la metáfora. En esta ocasión, hacemos una selección de 4 poemas pertenecientes a su libro Días de Juventud publicado en el año 2016.

DE LA PALABRA

Cubriste la sombra

cuando me venciste,

en aquel invierno

nada ocultó tu voz.

¡Sigue aquí conmigo

vamos a las casas

a toda fabrica,

los hogares pobres

de los que te olvidan!

Trigo, trabajo y sol

es esta la palabra

cual una sola piel,

hombre hecho palabra.

TIERRA NEGRA

I

Mujer que vienes del Sur del Sahara

amarte significa volver a ver

lo más rotundo y lejos de la tierra,

significa el reflejo de ti en las estrellas

y el ungüento que brinda tu vientre.

Si llegases verme triste al pasar

distante de nuestro Sol y su pareja

no me dejes perder bajo el velo

de quienes son despavoridos y arios.

Llevadme lejos de sus pensamientos

enmarañados que jamás voy a querer, pues,

¿cómo ser ciego ante fecunda tierra?

Observo el cielo y noto que las aves

anidan en mis cabellos en la libertad

del pensamiento para ser colono

de los sueños que siguen la poesía magnética.

II

Mujer que llegas del extranjero

interpretarte encarna tornar

a lo más firme de nuestro campo,

encarna el reflejo de él en las estrellas

y el bálsamo que atesora tu insigne vientre.

Cuando me veas dolido al pasar

aparatado del día y la yunta

no me dejes perder bajo el velo

de las personas truculentas,

llevadme lejos de sus cabezas. 

VIAJE GENERAL

Cuerpo incoloro

diametral en las postrimerías

la almohada es artilugio

y el colchón retumba de alevosía,

focos exteriores

son señuelos escatológicos

que la espiral de cofradía

dispone al antojo de las armas

y el tegumento

agreste de los jamelgos

reboza el vacío reincidente;

cuesta estrecha y profuso

abre paso de dicterios

de tinieblas que emergen

por epiceno de infinitivos

 de jinetes descabezados

que desfiguran violentando

la sarta brutalidad del pasado;

insalubre y proferido

por parásitos de azufre y sodio

de resentimiento e insolencia, agonía.

MIENTRAS TE BESABA…

Hoy mientras te besaba ha llovido,

mas esta vez la lluvia no era fría

sino cual otrora fue cálida

como el aguacero en que jugaba

cuando mi corazón era niño.

La lluvia aparte de ser bella es mía

la noche es oscura y es muy bella…

cuando tú, bisagra-abierta me amas

tu belleza es mía porque soy vuestro.

Además de ser tierna eres la brisa

que se acerca con suspiros pequeños

engalanando las tinieblas con…

          esperanzas soñadas de savia.

La lluvia es más que esta letanía

que sube y baja siempre quedando

amoldadas al sentido de mis

          sensaciones y/o la filosofía. 

Juan Carlos Ramírez; (Valera, estado Trujillo, Venezuela, 1990). Es Licenciado en Estudios Ambientales egresado de la Universidad Yacambú (2013). Actualmente cursa estudios de Maestría en Literatura Latinoamericana en la Universidad de los Andes núcleo Trujillo. En el año 2016 publicó su primer poemario Días de juventud. Reside en su ciudad natal Si quieres conocer más sobre la obra del autor, puedes contactarlo a través de su correo electrónico: juancarlosramirez2016ve@gmail.com

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s